En el gráfico, se trata de exponer con claridad que el propio cuerpo humano es un gnomón del cual su portador,EL HOMBRE, toma conciencia plena cuando por su posición erectil, le permite proyectar umbras suficientemente rectas como para ser comparadas y/o consideradas en la verificable correlación con las posiciones que el SOL ocupa en el curso del aparente recorrido por el arco diurno, como así también durante el curso meridional trópico.

Vistas: 101

Comentario

¡Tienes que ser miembro de RMA Red Mexicana de Arqueología para agregar comentarios!

Únete a RMA Red Mexicana de Arqueología

Suscribirse a Noticias RMA Gratis

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

© 2021   Creada por Gustavo Ramirez.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio